5 razones por las que ´´Élite``, la nueva serie de Netflix, engancha



Era mucha la expectación generada por Élite, que estrena Netflix –es su segunda serie original española– este viernes 5 de octubre. Hay que celebrar que no defrauda, y engancha. Con una factura y un ritmo impecables –la han dirigido Ramón Salazar y Dani de la Orden–, contentará no solo a los fans de series con y para adolescentes. Porque apuesta, de manera inteligente, por la diversidad, en todos los sentidos.

Con su mezcla de géneros, su rotunda manera de mostrar la visibilidad LGTB y la puesta sobre la mesa de diversas problemáticas sociales para que el lujoso culebrón se diversifique, Élite engancha rápido y se devora a toda velocidad. ¿Cuáles son los principales motivos por los que han dado en el clavo sus creadores, Carlos Montero (Física o química) y Darío Madrona (Los protegidos)? Aquí los tienes, y sin spoilers.

1. ¿Quién mató a Marina?

Atención, porque el principal macguffin en torno al cual se desarrolla la trama es un asesinato, el de la adolescente Marina (María Pedraza), que conocemos desde el inicio. Con una estructura similar a la de Big Little Lies, un toque de Mentiras y gordas y un guiño a Gossip Girl más que evidente, Élite nos invita a ir descubriendo a los distintos implicados en la historia, para ir pensando quién pudo asesinarla en un trágico baile de fin de curso en el superpijo instituto en donde estudian todos.

2. La (r)evolución sexual

Toda visibilidad LGTB en nuestra ficción se agradece. Y que se muestren recurriendo al mínimo de clichés posibles, también. En Élite, estos adolescentes con las hormonas disparadas no siempre son capaces de canalizar sus deseos de una manera racional. Como sucede en la vida, obviamente. Los hay heterosexuales, homosexuales –atención a la pareja que forman en la ficción Arón Piper y Omar Ayuso, en un principio obligados por las circunstancias a vivir su pasión en la clandestinidad– y bisexuales –a uno de los cuales da vida Miguel Herrán, de los que más carne enseñan a lo largo de la serie, aunque no es el único, ni mucho menos–. El morbo está servido, y la naturalidad, también.

3. Niño rico, niño pobre

La llegada al pijísimo instituto Las Encinas de tres estudiantes becados de un origen social más humilde que el resto desencadena luchas de poder y de intereses. Samuel (estupendo Itzan Escamilla) trabaja como camarero cuando sale de clase) se enamora de Marina, ante la horrorizada actitud del megapijo hermano de esta, Guzmán (atención a Miguel Bernadeau, que hace un trabajo impecable). Y este, a su vez, no puede evitar la atracción que siente por la recién llegada Nadia (Mina El Hammani), de origen musulmán, que se tiene que enfrentar a diario no solo a la discriminación de algunos compañeros, también a sus nada permisivos padres. Lu, la novia oficial de Guzmán y gran villana de la serie (la interpreta la mexicana Danna Paola), hará lo imposible por que ni su pareja ni nadie a su alrededor tengan un momento de paz. Y entre niñat@s mega ricos y adolescentes que lo son menos y no quieren renunciar a la posibilidad de que se les abra una puerta a una vida mejor anda el juego.

4. Nadie es lo que parece

Es sin duda, el juego más apetecible que propone la serie. Una vez presentados todos los personajes, enseguida empiezas a ver que todos esconden algo. Los hay corruptos, mentirosos, canallas, pero también seropositivos, bisexuales, camellos… Las diferentes historias se van mezclando y, según van saliendo a la luz sus secretos, el espectador ve que todos tienen algún motivo por el que podrían haber matado a Marina. A ver si lo adivinas.

5. Los millennials también tienen muchos prejuicios que superar

Sí, la mayoría de los protagonistas de Élite son guapos, con un gran futuro por delante, inteligentes y sobradamente preparados. Pero la serie documenta muy bien que no se libran de muchos de los problemas de base de nuestra sociedad que frenan su avance. Porque viven y promueven el clasismo, utilizan la corrupción y el chantaje como llaves para perpetuar las diferencias, no son capaces de superar la homofobia interiorizada… Cuestiones que siguen ahí, y que a ellos –como a todos– no les hacen ningún bien. Verlas reflejadas en Élite del modo en que aparecen siempre es positivo. Porque el entretenimiento también puede contribuir a hacernos reflexionar mientras nos divertimos.

LA SERIE ÉLITE SE ESTRENA EL 5 DE OCTUBRE EN NETFLIX.

#LGBT #series

Uruguay Diferente
Uruguay LGBT+
Whatsapp: +598 93 847 348